0
Tienda de música Servicio Contacto
Gretsch Drums

Gretsch Drums

 (Han sido encontrados 161 artículos..)
Ver como Cuadrícula Lista
Clasificación:

Gretsch Drums

Friedrich Gretsch comenzó en 1883 con un pequeño taller en Brooklyn con la fabricación de banjos, panderetas y tambores. Pero ya en el año 1895 murió a la edad de 39 años y su hijo Fred tomó las riendas del taller.

Sus mayores éxitos pudo celebrar la marca Gretsch a partir de mediados de los 50 bajo la dirección de los hijos de Fred, Fred Jr. Y Bill. En esta época la casa presentó modelos innovadores de guitarras eléctricas, como los modelos 6120 y White Falcon. Pero el famoso guitarrista Chet Atkins, con una gran reputación en su época, contribuyó importantemente al éxito de la casa, presentando y tocando él mismo una de las guitarras Gretsch, que lo demás jamás hubiese tenido una oportunidad al competir con grandes fabricantes de guitarras ya establecidos de fama mundial como Fender o Gibson.

Muchos guitarristas rockabillys como p.ej. Eddie Cochran eligieron modelos Gretsch pero también Cliff Gallop como guitarrista de Gene Vincent e incluso el mismo Elvis Presley. Rápidamente Gretsch se convirtió en el más importante competidor de Gibson, Fender y Rickenbacker. También George Harrison obtuvo un importante papel en la historia y el desarrollo de Gretsch al aparecer en el Ed Sullivan Show con una guitarra modelo Country Gentleman. Consecutivamente la venta anual de este modelo ascendió de 50 a 2.000.
A partir del 1966 se podían ver casi semanalmente guitarras Gretsch en la televisión, ya que Gretsch puso a disposición del grupo “The Monkees” la batería y las guitarras. El efecto comercial enseguida repercutió tanto como cuando Jimmi Hendrix se mostró con una Fender Stratocaster o Eric Clapton con una Gibson Les Paul. Ya pronto Gretsch no estaba en condiciones de satisfacer la creciente demanda de guitarras.

También las baterías de la casa Gretsch disfrutaban de una gran demanda entre los percusionistas de Jazz y Rock. La denominación de la serie de baterías Broadcaster fue la que le obligó a Leo Fender a cambiar el nombre de su primera guitarra eléctrica de cuerpo sólido de “Broadcaster” a “Telecaster”.

Fred y Bill no consiguieron encontrar un sucesor adecuado para la dirección de la casa de manera que finalmente Gretsch fue vendida a Baldwin Pianos. Como consecuencia la calidad y la fama de los instrumentos Gretsch sufrieron también bajo las medidas económicas restrictivas. Además incendios en la fábrica, la cual todavía era de principios de los 70, causaron graves daños de manera que Baldwin Pianos acabó eliminando la producción de productos Gretsch en 1981.

En 1984 la familia Gretsch volvió a adquirir la marca y retomó la producción de sus instrumentos. Ya en los 90 estos instrumentos se caracterizaban por una gran calidad aunque también eran muy caras. La gama de productos abarcaba principalmente una reedición de antiguos modelos que ya disponían del status „clásicos“.
En los años 80 Brian Setzer del grupo “Stray Cats” volvió a despertar el interés por los instrumentos Gretsch, hoy es el día en el que Gretsch sigue produciendo un modelo especial dedicado a él.
El cambio de Chris Isaaks al rock convencional también supuso una importante contribución al éxito de Gretsch. Billy Zoom del grupo US-Punk_BandX tocaba una Silver Jet, mientras que Malcolm Young de AC/DC tocaba una Duo Jet con doble Cutaway y a veces incluso una White Falcon. Bono del grupo “U2” dispone también de un modelo especial, la verde “Irish Falcon” en cuyo golpeador tiene grabado el lema: “The Goal is Soul”.

En el año 2003 Gretsch y Fender llegaron a un acuerdo en el que Fender obtenía mayoritariamente el control sobre la producción y la distribución de guitarras. En los últimos años aparecieron en rápida consecución nuevos y viejos modelos perfeccionados de Gretsch, con los que parece podría comenzar una nueva época de oro para la casa Gretsch. La familia Gretsch sigue estando presente en el sector de baterías que entretanto ha sido adquirido por Kaman, pero cuya calidad sigue disfrutando de una buena fama.